30425005_1886444464733324_431562769166260317_o

La hora más triste de Suede

Por: Adam Nieto // (@ANS_1601) 

Un coro gregoriano da inicio al octavo disco de estudio de la banda británica Suede, bajo el mismo preámbulo, los sonidos sucesivos son, de manera única, oscuros y dan la sensación de que un espectáculo teatral está por comenzar.

“As One”, es la primera pista del álbum The Blue Hour, una excelente introducción para el dramatismo que la voz de BrettAderson impregna en el recorrido de cada una de las pistas. Característica que lo ha acompañado a lo largo de su carrera, pero que en esta ocasión, no hay otra manera de contar las cosas.

A través de un comunicado, Suede explica lo siguiente: “La hora azul (The Blue Hour), es el momento del día cuando la luz se desvanece y la noche se va aproximando. Las canciones insinúan una narración, pero nunca la revelan ni la explican del todo“.

El final de una trilogía que inició con el álbum Bloodsports (2013), seguida deNigthThought (2016), relata diferentes miedo y paranoias, alejadas de la extrovertida visión que la banda tenia en los años 90’s de la vida urbana.

30425005_1886444464733324_431562769166260317_o

Sin embargo, pistas como “Wastelands” o “Mistress”, son fácil de relacionar con el estilo único de los clásicos DogManStar (1994) y Coming Up (1994).

Mientras avanza el álbum, el sonido mantiene una línea cálida y triste, y aunque en momentos parece afligido, canciones como “Lifeis Golden” y “Flytipping”, son una joya de romanticismo al que por años nos ha acostumbrado Brett Anderson, pero con una dirección distinta a los éxitos de antaño.

Aunque el formato de las canciones parecieran tener un sonido lineal, la conexión en sus letras puede ser confusa, con pistas que parecieran ser la entrada del siguiente acto de la obra, como “ChalkCircles”, “RoadKill” y “Allthe Wild Places”.

Las inquietudes destapadas en este disco son más complejas y maduras, angustias dignas de una banda que sigue caminando y dejando huella en los anales del rock.

Lejos de aquel primer single “TheDrowners” (1992), los fans quedarán contentos con este sonido que han experimentado en canciones como “She”, pero sobre todo, de que sigan activos y con la posibilidad de volver a verlos en una gira. Mientras que los nuevos escuchas, tendrán que pasar por los éxitos de ayer, para comprender que Suede es una de las grandes bandas londinenses de las últimas décadas.

294 views
cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail