RunTheJewels3

Run the Jewels sorprende tres veces

Ya sabemos cómo nos trató el 2016, pero por lo menos terminó en una nota alta. En el último trabajo de estudio de Run the Jewels, (Run the Jewels 3) se acaban la creatividad en cada canción. Este último salió de sorpresa, ya que se creía aún en espera.

Para un nuevo trabajo, el contexto es importante, más para este dúo. Killer Mike sigue siendo de los estandartes que tiene el Southern Hip-Hop, más Old School, como OutKast, Jermaine Dupri, Ludacris o Goodie Moob; con un estilo donde se nota ese cambio de generación con Future o Gucci Mane.

El-P es de la costa este, pero más que en su flow y en sus letras, se refleja en sus beats. Tener un productor de tiempo completo en la banda se nota. Con ese sonido low fi que lo ha caracterizado, sobre todo en el trabajo con el dúo, que se completa con algunos productores invitados para terminar de darle un sonido propio al disco.

Juntos acaban de crear una química enorme. En una dicotomía extraña, Killer Mike, el tipo grande, ese que se ve de lejos— , es el que tiene el flow agíl y rápido. Ese que puede tener varios rangos en un solo verso junto a El-P, que se ve notoriamente más chico junto al de Atlanta, pero es que tiene ese ritmo pesado, donde cada palabra la dice con fuerza. Estilos diferentes que hacen que el otro sobresalga.

Uno de los puntos fuertes obviamente de esto, es la letra. Una banda con alto contenido social, a veces incendiario, pero siempre necesario. Con ese conjunto de perspectivas y trasfondos diferentes, nos da una nueva oportunidad de escuchar el mundo, por que ese es el mensaje.

“I think America must see that riots do not develop out of thin air. Certain conditions continue to exist in our society which must be condemned as vigorously as we condemn riots. But in the final analysis, a riot is the language of the unheard
Thieves!”

Ese es el Outro de “Thieves”, un extracto de “The Other America” un discurso que Martin Luther King Jr. dió en 60 segundos, ya en el lejano 1967… pero que no se siente así, con toda la tensión que existe al día de hoy con nuestros vecinos del norte.

En “Panther Like a Panther” también aprovecha para hacer menciones a esas veces que se entrevistó y apoyó a Bernie Sanders, con los cambios estructurales que prometían e ilusionaban a muchos aunque no a los suficientes; pero estas son de las canciones que no todo es la letra y la política, ya que el balance que logra Trina en las voces, hace todo más disfrutable al oído. En la letra les parece que están enojados, pero al escuchar al dúo con la de Miami, se nota que sí se están divirtiendo.

Una de las mejores canciones es con la que cierran el disco, de esas donde todos van all in. Donde El-P tiene algunos de sus mejores versos. Además de que no puedes hacer un disco realmente social, incendiario y revolucionario sin Zack de la Rocha.

Uno de los mejores discos para empezar el año no se coló en ninguna lista del año pasado por las fechas de salida—, donde el dúo se entiende mejor que nunca. Llenando los espacios, retándose en esas barras, letras inteligentes y casi todas con un contexto y trasfondo.

Run the Jewels tiene un disco que no hace tanto ruido, como debería d una banda que no tiene la atención que merece.

52 views

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail