Article

sepulturamachinemessiahcd

Sepultura y el Mesías Mecánico que esperábamos

Sepultura nos presenta su nuevo trabajo: Machine Messiah, que es su trabajo 14 de estudio. Con Derrick en las voces, Eloy Casagrande en su segundo disco con la banda en la batería, Andreas Kisser siempre confiable en la guitarra y el más longevo de la banda, Paulo Jr en el bajo.

Algo que se nota, ya dejó de ser la banda de los Cavalera. Es el quinto trabajo sin Igor en la bateria y Derrick ya tiene dos placas más a su nombre que Max. El resultado, es que Andreas ya pudo darle el camino que él quería a la banda, ya quedó establecido el sonido que quería y le ha permitido darle a Green una soltura, que se nota en esta placa.

Dándole ese toque conceptual en sus últimos trabajos y éste no es la excepción, empezando por el arte de Camille DeLa Rosa, pasando por esa unidad en el tema de las canciones, haciendo que todo vaya de la mano. Sobre todo en ese ambiente pesimista que rodea las canciones.  Los puros títulos de las canciones nos dan una pista de esto. Las letras, nos hacen dudar si Andreas solo terminó una historia cuando vio el trabajo de Camille, o es algo más cercano en el futuro:

“Open your mind and pay attention
What do you see and what do you hear?
Conspiracy plots in this culture of fear”

 

Ese toque melódico que tiene al empezar el disco, nos da pista de lo que se viene. Empezando de manera más melodioso junto a ese riff agresivo, que viene creciendo para seguir en el solo.

“I Am the Enemy!” un ritmo de batería machacante, demostrando lo acoplado que están Paulo y Eloy. Además de ser donde Green muestra ya el oficio, combinando esas voces guturales con unas más limpias.

En “Alethe” recuerda un poco a esa época del Roots, por como empieza con esos grandes tambores que van acompañar en su chamba a Eloy. Ese sonido Latinoamericano que siempre ha tratado la banda de no perder —a veces con más éxito, a veces con menos—. Aquí se remarca ese trabajo de Andreas en la guitarra, pues se escucha diferente, más limpio; en comparación de los demás sonidos que van frenéticamente.

sepulturamachinemessiahcd

También se han dado tiempo de construir paisajes sónicos más complejos, donde dejan la voz de lado, sustituyéndola por otros instrumentos, como ese órgano que se escucha para acompañar la guitarra, además de la guitarra flamenca entre ese ritmo más prehispánico. Toda una mezcla de culturas estilo y sonidos en “Iceberg Dances”. Una de las mejores canciones del disco y de la banda en general. Un jam a la mitad del álbum.

Para resaltar el trabajo de Jens Bogren en la parte de producción, por darle una cohesión al disco, a pesar de viajar entre varios géneros en los que la banda se explaya. Saliendo de su zona de confort, como la canción mencionada anteriormente o en “Silent Violence”, algo más tradicional o por lo menos más acostumbrado a ese “tupa, tupa” que hace que te lastimes las vertebras.

Uno de los mejores discos de la banda, demostrando su rango y sus capacidades. Sí, seguirán tocado “Refuse/Resist” y “Roots” en sus conciertos, pero estas nuevas van a ser muy bien recibidas. Y extraño, por que a pesar de eso… ya es la banda de Andres, Derrick, Paulo y Eloy —o algún otro baterista que es la posición mas inestable de la banda—.

559 views
cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail