Pin It

Todo lo que está mal de La Academia; está mal porque no va a ganar Mad Max

Estamos en fin de semana de Oscares y es el único premio que sí importa (por alguna extraña razón porque siguen sin hacerlo bien) por más que nos esforcemos en decir lo contrario. Son totalmente opuestos a los Grammys  y siguen viendo con desdén a los Globos de Oro, que después de como salieron los últimos con los premios a The Martian no sale muy bien parada.

Siempre alguna crítica tiene antes de; la de este año otra vez que que hay demasiados blancos nominados (que empezó porque la comunidad afroamericana se quejó de la falta de nominados negros, olvidando que también hay actores latinos, asiáticos o hindúes que tampoco estaba nominados).

Sí, vamos a hablar de lo que tiene que mejorar la academia, pero eso no será hoy; más el mencionar porque siguen diciendo que hay puro blanco caucásico, cuando el Negro Iñarritú está nominado a Mejor Director y Mejor Película. Esos son puestos de jefe, parece que ser que actor es más importante o que tampoco es latino.

Pero aquí nos vamos a enfocar en las películas. Y la Academia debería cambiar algo, debería arriesgarse para hacer algo diferente y bien para variar. Dejando la política de lado (como el hecho de que dudan que Redmayne vaya a ganar de manera consecutiva, dejando en ridículo a otros consagrados como Marlon Brando, Jack Nicholson o Al Pacino en cuestiones de estatuillas o efectividad).

Esto es para quejarnos de que Mad Max no va a ganar mejor película. Tiene 10 pero sólo dos que importan (The Revenant tiene 12 y esos dos extras son las nominaciones de Di Caprio y Hardy) Mejor Película y Mejor Director. Iñarritu tiene todo para volver a ganar, su más grande pero es el mismo que tiene en contra Redmayne, pero tiene a su favor el hecho de no darle el premio a un blanco para silenciar críticos. “El Chivo” Luzbeki va a ganar, es el único seguro de la noche; porque el trabajo que hizo es sencillamente espectacular.

Pero, ¿Mejor Película? Mad Max. Si vemos a la competencia y dejando The Revenant de lado, tenemos a The Big Short que tiene como gran problema que el 90% de los que la vieron no le entendieron (incluyendo a los votantes). Spotlight carga todo el peso en las actuaciones y que está basado en hechos reales porque visualmente es muy pobre (si nos tenemos que emocionar con tomas de Boston, pues mejor The Departed). Bridge of Spies, es una historia real, entretetenida, bien dirigida… pero le falta ese algo, que haga que se distinga de las demás de la cartelera. Brooklyn pues es una chick flick de arte. The Martian es Cast Away en Marte. He de admitir que no he visto The Room, que la crítica ha dicho que es una joya por las actuaciones, entonces podemos predecir como le puede ir en este apartado.

Esto nos deja con dos candidatas, la del director mexicano y la del director que regresó 20 años a hacer bien hecha la pelicula. The Revenant se puede hacer pesada, mucho para lucirse por la fotografía y aprovechar como estuvo filmada. Las escenas fueron filmadas en el mismo orden que deberían de ir, algo totalmente opuesto a una película promedio. Por todo esto y el resultado Alejandro se ve como un muy viable ganador a mejor director para una película que de repente pides intermedio.

Pero Mad Max elevó a cine de arte una película de acción, algo que hace mucho no pasaba. Dejándote además al filo del asiento desde que empieza. Empezando por las actuaciones, Tom Hardy revalorizando lo que hizo Arnold en Terminator y la dificultad de hacer un personaje con tanto tiempo en pantalla con tan pocas líneas. Charlize en un personaje fuerte, que dispara, maneja, guía y es toda la esperanza. Nicholas Hoult lavando por completo su imagen después de bodrios como Warm Bodies o X Men.

El guión es muy importante porque se aleja de todos los clichés del género. De entrada los arquetipos son muy diferentes a la norma. De el manejo de la sociedad post apocaliptica con la crítica a la sociedad contemporánea en el manejo de nuestros recursos.

El diseño no sólo de vestuario a lo que está nominado, sino el de la ciudades que salen, el de los vehículos, las armas y las tribus, todos estan pensados, todos están conectados para que funcionaran. Para que con todo los demás, la música y los sonidos, hicieron lo que se supone que deberían hacer: hacerte sentir algo. Que no te deje vacío.

Mad Max sería un cambio, un buen cambio; de una Academia que toma riesgos, que no vive de los vicios que todos conocemos (que si no son solamente como nominan por las películas) y lo que necesitan cambiar,que empezaría así. También que ganará Straight Outa Compton en su única nominación.