IDLES: «Una explosión de riffs en el House of Vans»

Luego de que no pudiera llevarse a cabo el primer show en México de IDLES en el Foro Indie Rocks! por problemas de salud pública, la banda originaria de Bristol-Inglaterra decidió retomar los planes y estará visitando la Ciudad de México, y por ello el primer show en anunciarse era para el 23 de marzo en el Pabellón Oeste del Palacio de los Deportes, sin embargo para los más aguerridos y grandes fans, IDLES hicieron una parada antes la noche de anoche en el nuevo House of Vans

El rock implacable de IDLES llegó para dejar a los asistentes boquiabiertos, la agrupación tiene una esencia casi hipnótica en sus canciones, con un concierto cargado de buen rock inglés, postpunk, rock, indie y algo de hardcore; IDLES invocaron al «brutalismo» y a la «alegría», era de esperarse tremenda sesión de éxtasis colectivo ya que muchos esperábamos ansiosos un show de los británicos y es así como nos lo dieron este martes en la sala del House of Vans

Lo primero que Joe Talbot hizo al salir al escenario fue correr hacia adelante, haciendo señas en frente de los monitores como diciendo “acá vamos a necesitar bastante espacio libre”, esto de cara a lo que estaba por acontecer, por todo aquel slam, brincos y los vuelos que se avecinaban.

Talbot apretaba los dientes, se golpeaba el pecho y la cara junto al latido de una base tan precisa y virtuosa de batería, apenas empezaba el show y la energía se hacía sentir, tanto así que para la segunda canción sin pensarlo Lee Kiernan (guitarrista) volaba para caer sobre los asistentes, la euforia de este acto hizo los fans se lo agradecieran con más brincos y gritos de júbilo.

Lo de IDLES fue una especie de estallido, aunque sin que eso significara que perdieran nunca el control de la situación, ni siquiera de su sonido, a pesar de las locuras que mostraban en el escenario como agitar la cabeza al mas no poder, el tocar en el suelo o escupir al cielo (cosa que provoco que Joe resbalar en una ocasión)

IDLES lanzó Ultra Mono (2020) y recientemente CRAWLER, con 14 tracks que son una explosión de poder, y aunque no sonaron todas si nos mostraron una que otra del cómo suenan en vivo para no solo clavarnos en sus viejos éxitos y con ello exponer que siguen vigentes.

Siguiendo con este hilo, la primera mitad de sus 90 minutos de concierto, fueron casando riffs de pos-punk y pos-hardcore disonantes, dejando que el público metiera mano a sus guitarras haciendo acordes inexistentes, o ellos mismos pegándoles con el micrófono distorsionando el sonido sin dejar que esto arruinara su acto, la actitud del quinteto fue muy entregada con todos los que se dieron cita anoche, tanto que permitían que de repente uno que otro fan subiera al escenario sin que esto los molestara.

Más allá de la actitud de la banda, admirable hasta decir basta, cabe decir que la clave del show pasa por contar con, ahora sí, un setlist a prueba de balas. Los de Bristol tienen la fortuna de contar con un repertorio imbatible y equilibrado a más no poder.

Algunos de los temas que pudimos apreciar fuero “Car Crash», » Rottweiler «, » The Beachland Ballroom» y por supuesto el clásico «Never Fight A Man With A Perm» perteneciente al disco Joy as an Act of Resistance. (2018).

Sin necesitar más de una hora y media de directo, IDLES sacaron el todo por el todo y nos demostraron porqué el grupo está donde está. Suertudos lo que irán a verlos a su segunda presentación en nuestro país

557 views
cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail