Article

Carmin-Gortez-7-683x1024

El resonar de Bahidorá: Tiliches de Carmín Gortez

Imagen destacada: Cortesía Bahidorá

Por: Verónica de la Mora

A lo largo de siete ediciones, uno de los principales atractivos dentro del Carnaval Bahidorá es el Circuito de Arte, cuyas instalaciones están llenas de elementos que llevan al espectador a  descubrir nuevas propuestas de artistas emergentes tanto locales, nacionales como internacionales. Todo esto dentro de una atmósfera de comunidad, música y naturaleza en equilibrio.

BH2020_CIRCUITO DE ARTE FLYER_CUADRADO

Dentro de los creativos que formarán parte del Circuito en Bahidorá 2020 se encuentra la artista plástica, Carmín Gortez.

A través de la pintura, el arte textil y el tatuaje ha desarrollado su carrera en los últimos años, tiene como pieza clave para esta edición, la instalación Tiliches, una obra en la que permite a sus espectadores llevar la experiencia a un momento lúdico, para encontrar un vínculo con ese lado “infantil” que tenemos ligado a la alegría y colores.

Van a observar este contraste de lo que el arte podría ser, a lo mejor y muy intelectual con un mensaje profundo y más bien regresarnos a este cerebro infantil, a esta sensación sólo de gozo.

 


Ver esta publicación en Instagram

When the spirits become visible , they look like this…. . #egungun

Una publicación compartida por Carmín (@carmingortez) el

  • ¿Cómo te sientes al presentarte en el carnaval Bahidorá?

        Me siento muy emocionada porque desde la primera edición de Bahidorá sentí que resoné con el proyecto. Me parece un espacio muy importante para la escena de festivales de México porque tiene una propuesta muy distinta a todo lo que conocía, se me hace increíble poder colaborar en esta edición.

Para Carmín pertenecer a un Circuito de Arte dentro de un festival no es algo nuevo tras su participación en el festival Akamba en 2019, al respecto comentó: “Es como una “mini” sociedad, es un reflejo perfecto de cómo trabajar en equipo, de lo que es una comunidad, encuentras personas muy interesantes (…) Lo que más que gusta es el proceso de las obras; pero compartir ese proceso con más personas te da otra perspectiva de lo que el arte puede generar.”

Acerca de lo que tiene preparado para esta edición en Bahidorá, la artista explicó que ha realizado un trabajo en que se aleja de su área fuerte de trabajo, las expresiones artísticas de dos dimensiones como lo son los murales o la pintura al óleo, para dar pie a piezas tridimensionales a partir  de una investigación que ha llevado tres años, teniendo como influencia en su proceso creativo el nacimiento de su hija, entendiendo que “el arte puede ser para cualquier persona sin importar la edad”.

 

Esta investigación que hice la pasé a obras tridimensionales y ha sido un proceso muy bonito porque puedo ver cómo interactúan las personas que la han visto. Regresan a un estado un poco infantil, muy inocente y no les da miedo acercarse o tocar. No tienen por qué entenderlo, simplemente el subconsciente  encuentra esta afinidad  con el arte. Espero que sea una gran aportación al festival.

Con una visión hacia el cuidado del medio ambiente y la sustentabilidad, Carmín ha apostado a trabajar con materiales reciclados dentro de sus trabajos pensando en los procesos y ciclos que lleva la creación de un producto recordando que sigue siendo materia prima, buscando: “darle un valor a un montón de cosas afuera” que podemos usar y entrar en una “onda sustentable.”    

 

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Cuando no se de donde viene lo que imagino la vida me da la respuesta . • back to the roots Egungun spirits Voodoo ceremony . Via – mythodea Una publicación compartida por Carmín (@carmingortez) el

Al tomar como referencia el movimiento de arquitectura y diseño industrial “Grupo de Memphis” quienes en su momento realizaron obras sin una función en específico, retando a la crítica de su tiempo, Carmín Gortez rescata esta idea del “impacto en las emociones de las personas” para su obra en Bahidorá:

A mi instalación yo la nombró Tiliches; en realidad un tiliche que tienes en tu casa le tienes aprecio, lo tienes ahí por mucho y no tiene ninguna función específica más que el deleite (quizá). Vas acumulando estas cosas sentimentales, emocionales, visuales.

La artista pretende que, a partir de esta excentricidad de formas y colores le permita a su público tener un “lugar seguro para imaginar”, saliendo de la rutina en la que vivimos en la que todo es “cuadrado y con normas”.

Justo Bahidorá tiene esta capacidad de sacarnos tres días de nuestro cuadrito gris y que estos colores se queden por más tiempo. Ese sería mi goal, que se lleven la alegría y este sentido infantil de ver la vida más alegre y con colores. Cada momento es muy único y especial.

 


Ver esta publicación en Instagram

? . Egungun spirits • Voodoo ceremony

Una publicación compartida por Carmín (@carmingortez) el

Sin lugar a dudas los asistentes a Carnaval Bahidorá tendrán este acercamiento y reconexión en la que, a través de la música y el arte  vivirán una serie de emociones en un espacio natural como lo es Las Estacas, bajo una visión de ecocultura.

440 views
cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail