Article

el mató a un policía motorizado

El mató a un policía motorizado: un concepto para imaginar cosas

Un cine malo, de culto, básicamente; uno que acompaña la producción de masa y de alta producción. Curioso lugar para que nazca una banda; y, sin embargo, ahí tomó el poder la agrupación argentina El mató a un policía motorizado.

“Estábamos buscando un nombre que rompiera un poco con las estructuras sintácticas de las bandas de nuestra ciudad, y nada, estábamos en una fiesta y había un televisor pasando una película clase Z, y leímos uno de los subtítulos que decía ‘matamos a un policía motorizado’”, nos contó el guitarrista Manuel Pantro, o Manu.

Y así fue como empezó todo para este grupo de rock que ha sabido encontrar su identidad en medio de tanta música urbana como el reggaetón o la electrónica. Además, lo han hecho en una escena argentina donde se hacen festivales como el Cosquín Rock, y donde, si algo precisamente no sobra, son las propuestas de rock. El problema, al menos para Manu y Santi ‘motorizado’, es que la música de ashá parece seguir o la escuela de Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota, o la de Soda Stereo o, más recientemente, La Beriso. 

Por eso, ellos han buscado dirigir todo su concepto hací una unidad. Como si, más que un grupo de música, se tratara de un animé de aventuras o una serie épica. Sólo hay que ver los nombres de sus discos (La Dinastía Scorpio, La Síntesis O’ Konnor, …) o de sus canciones (“Amigo piedra”, “El mundo extraño” o “Tormenta roja”); o mirar los afiches de sus conciertos, o las portadas de sus álbumes para entender que, con ellos, nada está dejado al azar o al mal gusto. El mató a un policía motorizado es un concepto, un lugar para imaginar cosas.

 

la síntesis o konnor

El mismo bajista y vocalista de la banda, Santi ‘Motorizado’ (nombre que adopta continuando con esta idea cuasi heroica y musical de la banda), al hablar de su último material, está consciente de ese proceso de unidad que han conseguido. “(Con la Síntesis O’ Konnor) Continuamos con una búsqueda estética en las palabras y con un clima de incertidumbre, de no saber qué esperar. Era jugar con eso. Darle una tercera cara a toda la idea que es el disco.” Un objeto llamado ‘disco’ que no es un círculo plano, sino algo con muchas más dimensiones. Tres dimensiones que, para “Santi”, además de la visual, engloban la música y las letras.

Además de Manu y Santi, la agrupación está formada por Willy ‘Doctora Muerte’ en la batería, Gustavo ‘Niño Elefante’ en la segunda guitarra y Agustín ‘Chatrán Chatrán’ en los teclados.  Entre todos, nutren a la banda con sus propias influencias. El sonido de El mató a un policía motorizado es básico; no se complican reinventando ni descubriendo el hilo negro. Un rock de fórmula repetitiva, a veces melancólica, a veces romántica, pero siempre intensa. “Las bandas que nos unieron y teníamos en común eran las que pertenecían al indie de los años 90 como Pavement o los Strokes más adelante”, me cuenta Manu, quien se dice fan de grupos como Beach House o Deerhunter.

Las letras, por otro lado, son el alma; sencillas y humildes, poco elaboradas pero, eso sí, en la voz grave de Santi se vuelven poderosas, a veces poéticas y a veces desgarradoras. Ése es el encanto que me ha convertido en su fiel seguidor: el poder de repetir esas frases (“todo el universo depende de eso”) a todo pulmón, (“quiero enfrentarme a todos y no me importa”), con esa fuerza aguardientosa, (“todo lo que ves será nuestro, nena”) en medio de una multitud que grita mientras imaginan sus propias historias de lucha, tragedia o romance.

elmatoaunpolicia_brendavalderrabano8

“Básicamente, las cosas, cuando tienen ese éxito o esa respuesta, no sé cómo llamarle, son por el poder de las canciones. Cuando las canciones generan una conexión con la gente, ahí suceden las cosas” explica Santi motorizado cuando le pregunto sobre el gran recibimiento que han tenido, al menos, entre el público mexicano.

“En México hay más espacio para la música independiente, mientras que en Argentina faltan medios para los espacios alternativos, que es dónde están pasando las ideas más interesantes.”

Apenas en junio, se presentaron por partida triple: Toluca, Lunario y el Festival LTDO, donde fueron headliners junto a Empress Of. Y todo ese gran recibimiento se lo deben a La Síntesis O’ Konnor, disco del 2017 al que siguen sacándole el mayor jugo posible. De ese material se desprende “Fuego”, mi número tres en la lista de Spotify de las más reproducidas del 2018. Sobre dicha rola, me cuentan que les costó mucho trabajo llegar a la mejor versión, y que tuvieron que salirse un poco del sonido habitual hasta conseguir el molde definitivo.

¿Y luego? Pues no puedo dejar pasar la oportunidad de preguntarles si se aproxima un nuevo material. “Hay canciones e ideas todavía, pero nos falta juntarnos para armarlas y tenerlas como canciones terminadas. El año que viene vamos a echar la plata y tener un poco más de tiempo” nos advierte Manu. Expectativa. ¿Qué nuevas aventuras nos traerán? Solo queda esperar el nuevo capítulo de El mató a un policía motorizado.

 

 

436 views
cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail