Amy Winehouse: ¿un nombre otorgado por la muerte o por verdadero talento?

Cuando la ausencia se hace presente, tendemos a otorgarle un valor inigualable que quizá ni teniéndolo alguna vez en las manos pudimos imaginar. Básicamente por dos cosas: importancia o porque nos encanta encaprichamos con todo lo que no tenemos. Dicen que nadie sabe lo que tiene hasta que lo pierde, pero, ¿de verdad siempre se tuvo algo? La muerte es uno de los mejores ejemplos, la percepción que se tiene de un ser vivo no es la misma que cuando pasa a ser, absolutamente nada; solo un recuerdo, y si te mueres a los 27, bueno, la locura se triplica (esto sólo aplica si eres musical y mundialmente conocido, obvio). Amy Winehouse pasó de ser el ejemplo de la destrucción a una fémina mártir y víctima de sus propias decisiones, de nadie más.

109147299_winehouse_312053c

Heroína, cocaína, crack, alcohol, descontrol, la depresión, tropezar más de una vez con la misma piedra, relaciones destructivas: Blake Fielder.

Para Vanity Fair, su padre, Mitch Winehouse antes taxista, ahora millonario y completamente oportunista, comentó que Amy había rechazado las drogas hasta que conoció a Blake, un problemático drogadicto, que si hubiera escalado montañas, ella lo habría hecho igual. Aunque mantenerse, fue mera decisión de la polémica Winehouse, y casarse con él, también, después de una relación fallida años atrás con el mismo personaje que la llevaría al inicio de la locura. No pasó demasiado tiempo consumiendo para que los shows impecables y dignos de admirar se convirtieran en una pesadilla para los espectadores y para ella los siguientes días debido a las críticas: impuntual y en estado de ebriedad, características que la definían a la perfección en 2008 ya años posteriores.

GettyImages-7608769_924798b

Tampoco pasó demasiado para que los problemas legales y los juzgados fueran parte de su vida, en 2009 se divorció del ex preso Blake Fielder (por robo, allanamiento de morada y posesión de lo que parecían ser armas de fuego). Pero la mala racha continuó, y la única culpable, tal vez sin intención, seguía siendo ella misma. Se ganó el nada buscado reconocimiento por el peor concierto que se haya visto, esto ocurrió en Serbia hace cinco años. ¿Qué ocurrió? Mantenía su alcoholismo en los escenarios tal como en 2008.

A diferencia de 2007 y la voz que le otorgó 5 grammys, uno de ellos por “Rehab”, la canción que llevó a tantos periodistas a las puertas de su casa sintiéndose presa, invadida y atrapada.

Un año después de su muerte, el también escandaloso vocalista de The Libertines, Pete Doherty confesó a The Daily Mail que poco antes de que ella falleciera, en 2010, habían sido amantes y que sin duda la quiso y la quería aún. Más tarde volvió a hacer declaraciones para la revista NME, recordando que sus reuniones para componer juntos eran un mal desastre por el estado incompetente de ambos bajo la influencia de las drogas y la poca compatibilidad en cuanto a ideas que tenían drogados. Sin embargo, le fue de gran inspiración para componer “Flags of the Old Regime” dedicada a ella, y que salió a la venta en marzo de 2015, todas las ganancias fueron destinadas a la Amy Winehouse Foundation, para ayudar a jóvenes con adicciones.

Pete-Doherty-Oui-j-etais-l-amant-d-Amy-Winehouse

Demasiado talento, demasiado futuro. Vive rápido y muere joven, tal vez ella sólo necesitaba ser escuchada de otra manera

1350 views
cool good eh love2 cute confused notgood numb disgusting fail